IMAGEN CUADRADA

CARTONES, ANSIOLÍTICOS Y ESPINAS

Exposición de Milicia Gráfica
12 de Octubre de 2017

EXPOSICIÓN: del 4 al 11 de Octubre. Horario de L-V de 12:00 a 20:30h y S-D de 11:30 a 14:30h.

Milicia Gráfica con Javier de la Rosa trae a SDM la exposición “Cartones, ansiolíticos y espinas”.

Una colección de sentimientos encontrados, paraísos artificiales con cartones olvidados y un punzante pinchazo de realidad en forma de zarzas es el conjunto que forma esta nueva colección de J.de la Rosa. Cartones, Ansiolíticos y Espinas, bien pensado, es como un retrato de la actual sociedad, donde la realidad es matizada con nuevos fármacos para ver la vida sin tener que mirar y el hambre solucionado con programas de gastronomía.

Una recopilación de trabajos realizados en estos dos últimos años, piezas de pequeño y mediano tamaño donde el autor regresa a sus influencias. El diseño gráfico entre los años 20 y 50, la música, la poesía visual, incluso el cómic, donde pone sobre la mesa que la originalidad murió en el siglo XX; ahora podemos aportar un pequeño trozo de nosotros mismo a algo ya creado antes y mejor.

Poema de Peru Saiz Prez (el poeta más desconocido del mundo)

Una caja de cerilla
dentro de una caja de iphone.

Una caja de iphone
dentro de una caja de zapatos.

La de zapatos
dentro de una caja de botas.

La de botas
dentro de una caja de microondas.

La caja de microondas
dentro de la caja del televisor.

La caja del televisor
dentro de la caja de una lavadora.

La caja de la lavadora

dentro de la caja de un coche.

La caja del coche

dentro de la caja de una casa.

La caja de la casa
dentro de la caja del barrio.

La caja del barrio
dentro de la caja de Madrid
dentro de la caja de España.

La caja de España
dentro de la caja de Europa.

La caja de Europa
dentro de la caja del mundo.

La caja del mundo
en la caja de la Vía Láctea.

La caja de la Vía Láctea
en la caja del Universo.

Y la caja del Universo
dentro de la caja donde se guarda a los mendigos cuando cae la noche en los días que no va a hacer sol para que podamos dormir mejor atravesando el verano que todo lo quema.

Y ahora, sí que por fín, todo en caja.